×

ESCRIBE LO QUE ESTÁS BUSCANDO Y PULSA INTRO

Cargando...
Cultura Noticias

Intxaursaltsa: la historia de este tradicional y atípico postre vasco

En sus comienzos llevaba productos tan inusuales como pan o bacalao

Bilbao Secreto Bilbao Secreto

Intxaursaltsa: la historia de este tradicional y atípico postre vasco

Una de las señas de identidad de Euskadi y de nuestra cultura es, sin duda, la gastronomía. Son varios los platos o productos de que se relacionan con nuestra geografía, pero en estas conexiones muchas veces nos olvidamos de los encargados de poner el punto final a las comidas y cenas.

Hay más de un postre que podríamos relacionar con nuestra cultura e historia, pero en plena resaca navideña no podemos pasar por alto uno muy acorde a estas fechas, la intxaursaltsa.

Para conocer su historia hay que viajar a la Euskadi rural de hace 200 años. En una época pre-turrón en la que se comía lo que la tierra ofrecía, se creó una especie de salsa con ingredientes tan comunes como nueces, agua, pan, bacalao (sí, bacalao) y un poco de azúcar, este último considerado  un producto de lujo.

Adaptada a la actualidad

La verdad es que este curioso «postre» tenía poco de dulce debido a sus ingredientes y a lo caro que resultaba el azúcar o el chocolate en la época. Si además tenemos en cuenta que se trataba de una receta laboriosa, se entiende que se reservase, normalmente, para fechas navideñas.

Con el paso del tiempo la receta ha ido evolucionando, y a día de hoy poco tiene que ver la intxaursaltsa que conocemos con la que mencionábamos. Si bien ambas recetas mantienen una base de nueces (intxaurrak en euskera) con la consistencia de una especie de natilla o salsa (saltsa en euskera), en la actualidad está hecha a base de nueces, leche, azúcar y canela. Bastante más acorde con lo que conocemos por un postre, la verdad.

Vuelta a nuestro recetario

Tras varios años en los que parecía que este típico postre vasco había desaparecido, a comienzos de los 80 se le dio una vuelta de tuerca y se recuperó para nuestro recetario gracias al confitero tolosarra José María Gorrotxategi.

Él fue el responsable de idear este clásico y dulce postre que conocemos en la actualidad. La esencia es la misma, sí, pero con un toque más actual y necesario que posibilita, dependiendo de la consistencia que se le otorgue, poder disfrutarlo solo o como parte de otras elaboraciones o tartas.

 

Foto de portada: Valdavia – Trabajo propio, CC BY-SA 4.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=14026933